En este artículo te cuento cómo conseguir un rejuvenecimiento facial y poner freno al paso de los años, para lucir una piel radiante y rejuvenecida.

Antes de explicarte cómo tratar las incómodas arrugas, debes conocer los tipos de arrugas que existen:

Con el paso de los años, podemos ver cómo aparecen las primeras arrugas en nuestro rostro. En algunas zonas, son debidas  a la contracción de los músculos de la mímica que nos permiten gesticular y en otras, a la pérdida de volumen y a la caída de los tejidos.

Las primeras, conocidas como arrugas de expresión, son muy frecuentes en el tercio superior de la cara: frente, entrecejo y patas de gallo. Inicialmente, son arrugas suaves que se ven solo al gesticular pero si no las tratamos, con el tiempo, también las vemos con la cara relajada y cada vez son más profundas y marcadas.

Las segundas son las que aparecen en la parte central de la cara: surco nasogeniano y surco de marioneta y son más evidentes a medida que pasan los años y cuando hay cambios de peso importantes.

Es bien conocido que los tratamientos de medicina estética nos  permiten frenar el envejecimiento cutáneo pero en ocasiones se necesita combinar diferentes tratamientos y realizar varias sesiones para conseguir el resultado deseado y el paciente no dispone del tiempo necesario para hacerlo.

Pero   en una única sesión podemos conseguir eliminar las molestas arrugas y mejorar así el aspecto del rostro.

Frena el envejecimiento combinando la TOXINA BOTULÍNICA  y el  ÁCIDO HIALURÓNICO.

El tratamiento está indicado tanto en hombres como en mujeres , se realiza en la consulta y nos permite seguir con nuestra actividad cotidiana sin dejar ningún tipo de secuela, salvo en ocasiones, un pequeño morado que podemos camuflar con facilidad. No es doloroso pero podemos utilizar crema anestésica tópica en aquellos pacientes que lo deseen.

El tratamiento con Bótox o Toxina Botulínica se utiliza para relajar los músculos de la mímica y eliminar así las arrugas de expresión del tercio superior de la cara. El resultado  lo veremos a partir de las dos semanas del tratamiento y su duración es de 3-4 meses. Si alguna arruga más profunda no desaparece, podemos rellenarla con un poco de ácido hialurónico para conseguir un mejor resultado.

El Ácido Hialurónico nos permite rellenar aquellos surcos presentes en reposo y que dan al rostro un aspecto de cansancio y enfado. Los surcos más frecuentes son los localizados en la parte central de la cara (surco nasogeniano y de marioneta) y a nivel del entrecejo. El resultado es inmediato y se mantiene en el tiempo llegando a durar 12-18 meses, en función del tipo de ácido hialurónico utilizado.

Para saber si es el mejor tratamiento en tu caso, realiza una primera valoración gratuita

Si empiezas a ver que ya aparecen los primeros signos del paso del tiempo en tu piel y quieres estar radiante con  una única sesión de tratamiento, te recomendamos realizar una visita con un especialista porque combinando estos dos tratamientos, puedes conseguir rejuvenecer tu rostro y frenar así el envejecimiento cutáneo.

 

Add Your Comment